martes, 15 de julio de 2008

Descubren una gran necrópolis romana en Transilvania

Descubren una gran necrópolis romana en Transilvania

El yacimiento, de los siglos II y III, contiene 350 tumbas, vasijas, joyas y monedas

EFE - Bucarest - 14/07/2008

Arqueólogos rumanos han descubierto en Transilvania, cerca de Alba Julia, una gran necrópolis con 350 tumbas de los siglos II y III, la época de la ocupación romana de la antigua Dacia (la Rumanía de hoy). La zona estudiada se extiende sobre 3.000 metros cuadrados y está situada cerca de la antigua Apullum sobre Dealul Furcilor (Colina de las Horcas), ha informado a la prensa Cristinel Fantanaru, responsable de estas excavaciones arqueológicas.
"Hemos descubierto unas 350 tumbas de incineración e inhumación, la mayoría de ellas saqueadas desde hace ya varios siglos", ha dicho Fantanaru antes de presentar el inventario de los objetos antiguos de más de 1.800 años encontrados prácticamente intactos. Además de la osamenta de los muertos enterrados allí, se desenterraron piezas de cerámica, brazaletes, anillos, monedas de bronce y cobre, abalorios y vasijas de vidrio.
Prevalecen las tumbas de inhumación, con los cuerpos colocados directamente en la tierra, mientras que también se descubrieron algunos sarcófagos de ladrillos que revelan un rango más importante en la comunidad de la persona enterrada, explicó. Entre otros objetos, se encontró un supuesto juguete en una tumba de niño, una estatuilla de arcilla vacía por dentro y que contenía unas cuentas de vidrio.
El arqueólogo explicó la importancia de este tipo de hallazgos para el estudio de los ritos funerarios durante la ocupación romana Alba Julia, antiguo Municipium Septimius Apullense, o en abrevitura Apullum, fue uno de los más importantes centros de la administación romana en Dacia, conquistada en el año 106 por el emperador Trajano, nacido en Itálica (España) y considerado fundador del pueblo rumano.

Fuente: El País

2 comentarios:

  1. Continuamente se están descubriendo restos romanos. A mí esto me produce mucha satisfacción, como si cada vez se actualizara más ese pasado tan próximo. Saludos cordiales.

    ResponderEliminar
  2. Coincido contigo, Isabel. Lo cierto es que estas excavaciones me llenan de contento, me parece increíble pensar que podemos continuar descubriendo nuevos datos acerca de civilizaciones que tanto nos han legado.

    ResponderEliminar